Consuela y calma a tu bebé

Los bebés pueden llorar por varias razones. Cuando un bebé está intranquilo y llora es porque necesita algo. Los bebés sólo pueden comunicar sus necesidades de molestia o incomodidad a través del llanto, por lo tanto, hay que prestar atención.

Cuando un bebé no es atendido aprende a sentir poca confianza de que sus necesidades de alimento, protección, afecto o seguridad serán cubiertas. Por eso:

  • Cuando tu bebé llora acude prontamente a ver el por qué de su llanto y trata de solucionar su problema.
  • Consuela a tu bebé y dile, si es posible, lo que tu crees él está sintiendo. (Por ejemplo, “estas bravo porque tienes hambre”) o Si acaricias y tocas a tu bebé probablemente será menos agresivo y violento más adelante en su vida
  • No necesariamente debes tomar al bebé en los brazos, a veces tu presencia y unas simples caricias o palmaditas en la espaldita le harán sentir calmado y seguro
  • Si estás sola y sientes que no puedes o estás muy estresada para atender al bebé, pide ayuda a otro adulto (y no te sientas culpable por ello)

Cuando un bebé llora, hay que atenderlo. Bajo ninguna circunstancia se debe dejar llorar a un bebé. Ningún niño que no sepa hablar debe ser dejado llorar si la causa o razón no es aparente. Bajo cualquier circunstancia, dejar llorar a los niños es un acto cruel que transmite desesperanza y abandono.

Los bebes no lloran para “no dejar dormir a sus padres” o para “arruinar la cena” o porque están tristes. Ellos aún no conocen de estas emociones. Los bebés no saben manipular (no todavía) así que el llanto no puede ser ni sinvergϋenzura ni manipulación. Recuerde, el llanto es la única forma de comunicación de un bebé, hay que prestar atención.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *