#Dale Valor A tu Vida

Por: Mgter. Maria Angela Tulipano de Oduber
Psicóloga Escolar y Psicoterapeuta
Fundación Relaciones Sanas

¿Cómo nace el amor por la vida? ¿Será que con los cuidados que recibimos desde antes de nacer, durante la infancia y hasta ser capaces de valernos por nosotros mismos, es como aprendemos a cuidarnos y valorarnos?. ¿Con qué propósito sucede eso?.

¿Es la esencia de la vida ser cuidado, cuidarse y cuidar de otros? El ser humano necesita del otro para sobrevivir y aprender. He estado cuestionándome sobre esto porque es tanto lo negativo que se escucha y se vive a diario que podemos quedar fácilmente confundidos y pensar que todo lo que nos rodea es así.

Estamos cada vez más rodeados de mensajes negativos como noticias de guerras, ataques terroristas, asesinatos, suicidios, muertes…la prensa, radio, televisión, series en internet y redes sociales nos invitan a pensar que la vida es horrible y que no vale la pena vivirla; a imaginar que el mundo está “podrido” al punto de quedar participando en un “juego de muerte” sin sentido. El ambiente tóxico que nos rodea logra instaurar en la mente de jóvenes y adultos la posibilidad de acabar con la vida como fórmula para terminar con los problemas y darle tregua al reto de vivir.

¿Será que estamos dejando de valorar la vida? o ¿no logramos agradecer lo que tenemos?.

Dale Valor a tu vida! Cuídala… cuidando de ti mismo, del medio que te rodea y de los demás.

Te comparto algunas recomendaciones que pueden ayudar a cuidarte sin importar la edad:

  • Habla de tus preocupaciones con otra persona y si sientes que no es suficiente busca ayuda profesional.
  • Organiza tu tiempo para que encuentres espacios de relajación, actividad física, recreación sana, vida en familia, vida espiritual, estudios, planes futuros, sueños…. y que sean muchos!!
  • Cuida tu salud física y mental. Realiza periódicamente laboratorios o exámenes médicos pero también revisa tus sentimientos y pensamientos.
  • Cuida de tus amigos que son tu red social de apoyo.
  • Rodéate de gente que te brinde energía positiva, que sean modelos de vida, con quienes puedas ser tú mismo y sentirte aceptado.
  • Aléjate de la gente negativa, pesimista, criticona, de esos que te hacen sentir mal y te lastiman.
  • Identifícate con una causa social y apóyala en la medida de tus posibilidades.
  • Haz una revisión de tus talentos y ponlos a trabajar para ti y para el mundo.
  • Toma en cuenta tus horas de sueño. Busca un balance entre trabajo y descanso.
  • Come conscientemente pensando en tu salud.
  • Plantéate retos positivos y realistas. Invierte tiempo en tus sueños, en pasatiempos y proyectos.
  • Encuentra tu pasión.
  • Aprende algo nuevo y alégrate de tus logros.
  • Encuéntrate maravillado por las pequeñas cosas e instantes.
  • Agradece: Cuenta tus bendiciones.
  • Sonríe.
  • Valora, respeta tu vida y la de los demás.
  • Evita situaciones que te hagan daño o pongan en riesgo tu vida.
  • Haz las paces con tu pasado, enfócate en tu presente y proyecta tu futuro.
  • Identifícate con tu responsabilidad de ser instrumento y modelo para las siguientes generaciones y aprende lo bueno de la anterior.
  • Siempre es posible hacer cambios o ajustes a tu rutina, a tu actitud ante la vida, con la idea de buscar un balance y bienestar que te haga encontrar un sentido y disfrutar lo que tienes.
  • Recuerda: Mientras haya vida, hay posibilidad de cambio. Si no puedes hacerlo tu solo, pide ayuda!
Y como tenemos responsabilidad primordial con nuestros niños….algunas sugerencias para padres y maestros:
  • Mide tus palabras, detente a analizar lo que dices, recuerda que hay unos cerebros en crecimiento escuchando cada cosa que expresas. Revisa si te la pasas repitiendo frases como estas: ¡Qué fastidio esta vida!, ¡La gente no sirve!, ¡Ojalá ese se muera!, ¡Tu no sirves!, ¡No sabes hacer nada!, ¡Eres malo!, ¡Esto es como para matarse!.
  • Alienta a tu hijo…a tu alumno, ayúdale a buscar sus fortalezas.
  • Recuerda que el niño empieza a descubrir el mundo a través de tus ojos y eres una figura significativa para él o ella.
  • Involúcrate sin invadir el espacio de tu hijo o alumno para que logres entender los retos que enfrenta en su etapa de vida.
  • Conoce sobre las redes sociales cibernéticas que utiliza y edúcalo para que no confunda lo virtual con lo real. Hay muchísima información valiosa que podrá encontrar en las redes, pero tampoco es verdad todo lo que se publica. Que no se deje engañar y manipular por otros desde un remoto punto del ciberespacio.
  • Enséñale con tu ejemplo que lo que ocurre en tu entorno es más importante que lo posteado en una red social.
  • Los mensajes que envías a niños pequeños y jóvenes, se convertirán en lo que ellos piensen de sí mismos en un futuro.
  • En vez de criticar, trata de ver los problemas y a la gente desde distintos ángulos. Trata de ponerte en los zapatos del otro.
  • No juzgues. No sabes lo que hay detrás de cada rostro y lo que suceda detrás de la puerta de cada casa.
  • Acepta al otro tal cual es.
  • Tus traumas y tus miedos no pertenecen a tus hijos ni a tus alumnos.
  • Pide ayuda… no me canso de decirlo. Lo digo porque la merecemos y debemos permitirnos oportunidades para mejorar.

Y tú ¿Qué haces para darle valor a la vida? Te invito a que te sumes a nuestra campaña

#DaleValorATuVida en nuestras redes sociales @fundacionrelacionessanas. Cuídate!

4 responses to “#Dale Valor A tu Vida

    1. HE CONOCIDO DE USTEDES EN REVISTA “ELLAS”. ME HA PARECIDO EXCELENTE SU ARTIICULO, Y PONDRE EN PRACTICA MUCHAS COSAS QUE AL MOMENTO NO HACIA. ADEMAS, ME HE PROPUESTO REENVIAR ESTE ARTICULO TAN INTERESANTE Y MOTIVADOR, QUE NOS AYUDA EN ESTE MUNDO TAN CONVULSIIONADO Y CAMBIADO. GRACIAS POR ESTAR AHI,PARA TANTAS PERSONAS.

  1. Les felicito por su gran iniciativa. Necesitamos hacer grandes cambios para valorar nuestras vidas y me ha parecido excelente su articulo. Lo he compartido en FB y espero sea un positivo granito de arena para despertar conciencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *